Escrito por Tendenzias

Las islas Jónicas: turismo de sol, arena y playa

cef.jpg

Están situadas al oeste de Grecia,  y se esparcen por el mar Jónico y Mediterráneo.

Las más importantes son Cefalonia, Corfú e Átaca.

En la mayor parte son montañosas y su clima es cálido teniendo muchas cosas en común con la España Mediterránea.
La vid, los olivos y las montañas son el paisaje de continuo que se puede ver en esta isla, aparte del mar y muchos otros atractivos culturales.

Cefalonia

Es la isla más grande de todas las  Jónicas.
Es  montañosa, y su pico más alto es el monte Ainos de 1.620 m.
Las ciudades más importantes son Argostoli, capital del departamento y Lixoúrion.
Aquí, sus habitantes se dedican prácticamente por entero a la artesanía y al cultivo de olivas, uva y tabaco.
Hoy muchos de esos grandes pueblos se han convertido en pueblecillos de pocos habitantes olvidados en muchas ocasiones para la mayoría de personas.

Corfú

Está situada noroeste de Grecia, y constituye la más septentrional de las islas Jónicas, tiene una superficie de 593 Km2 y un estrecho canal la separa del continente.
Con las pequeñas islas de Paxoí y Antipaxos, forma el departamento de Kérkira, ciudad portuaria situada en la costa y que constituye para el viajero el más importante centro comercial y turístico de la isla.
Los principales productos son, como en el resto de islas, aceite de oliva, cítricos, higos y tejidos.

Corfú reluce por sus bellas, azules y limpias aguas y constituye para los pescadores un paraíso natural. Es posible alquilar una barca y bordear toda la costa. Una visita que se recomienda allí, es del santuario de Blachernes.

Átaca

itaca.jpg

Átaca es la más legendaria de las islas Jónicas, es la patria de Ulises, el gran héroe al que se refiere Homero en su obra la Odisea. Situada al oeste de Grecia, su extensión es de 96 Km2, y pese a ser una isla pequeña tiene un puerto importante. Pero los encantos de Átaca se encuentran en el interior, con importantes y ricos yacimientos arqueológicos. En 1953, un terremoto causó grandes daños pero hoy se encuentra totalmente restaurada.

Si tu deseo es visitarlas los meses ideales para visitarlas son  abril, mayo o junio.

Pero no sólo el visitante podrá apreciar el paisaje; también hay que tener en cuenta la cultura ya que es la cuna de la civilización mediterránea y parte de la europea.

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos