Escrito por

Viajando por Grecia: El Partenón

partenon.jpg

Cuando uno realiza un viaje, sin lugar a dudas lo aprovecha mejor conociendo la historia de los lugares y monumentos a visitar.
Hoy te contamos algo acerca de la construcción del Partenón.

La construcción del Partenón costó el Tesoro ateniense de 469 talentos de plata.
Para tener idea del equivalente en dinero de lo que significaba un talento, podemos imaginarnos que un talento era el coste para construir un trirreme, el buque de guerra más avanzado de la era.
El Partenón es un templo de la orden Dorica con ocho columnas en el fachada, y diecisiete columnas en los flancos, conforme a relación establecida de 9:4. Este cociente gobernó las proporciones verticales y horizontales del templo así como muchas otras relaciones del edificio como el espaciamiento entre las columnas y su altura. La cela era inusualmente grande para acomodar la estatua de gran tamaño de Athena, confinando el pórtico delantero y trasero mucho más pequeño del tamaño usual. Una línea de seis columnas Doricas soportan el pórtico delantero y el trasero, mientras que una columnata de 23 columnas Doricas más pequeñas alrededor de la estatua en un arreglo de dos pisos. La colocación de columnas detrás de la estatua fue un desarrollo inusual puesto que en los templos doricos anteriores aparecieron solamente en los flancos, solamente la gran anchura y longitud del Partenón le ha permitido un contexto dramático de columnas cubiertas doblemente en vez de una pared. El cuarto trasero abrigó el tesoro de Athena y cuatro columnas de la orden iónica apoyaron su azotea. Mientras que la integración Dorica y de elementos iónicos en el mismo templo no fue un nuevo desarrollo en la arquitectura griega, era rara, y concedió en el Partenón un equilibrio delicado entre las características visuales austeras y delicadas. Todos los templos en Grecia fueron diseñados para ser vistos solamente desde el exterior. Los espectadores nunca entraron en un templo y podían vislumbrarse solamente las estatuas interiores a través de las puertas abiertas. El Partenón fue concebido de una manera que los elementos estéticos permiten para una transición suave entre el exterior y el interior que resguardo la estatua Colosal de Athena.

Vía: arqhys